NAFARROAKO ondare materiagabearen ARTXIBOA

Baztan

baztan.escudo.jpg
  • Izendapen ofiziala:
    Baztan
  • Bestelako izenak:
    Baztán (euskera)
  • Entitate mota:
    Municipio complejo
  • Populazioaren errolda:
    7.719 (2016)
  • Hedadura:
    376.00 km2
  • Altitudea:
    197 m
  • Iruña (distantzia):
    58.00 Km
  • Datu ofizialak:
    Datos del Ayuntamiento de Baztan: Plaza de los Fueros, s/n. C. P.: 31700, Elizondo. Tfno.: 948 580006, 948 581007, 948 580500 Fax: 948 452269 Email: baztan@infolocal.org Página web: http://www.baztan.es  

Localidades dependientes:

A) Zonificación según la Ley del Vascuence

Zona vascófona.

B) Estadísticas sociolingüísticas

 

Instituto de Estadística de Navarra

    Fuente: Instituto de Estadística de Navarra (IEN). Censo de 2001 

 

 
C) Mapas dialectológicos

Atlas Lingüístico y Etnográfico de Aragón, Navarra y Rioja (ALEANR) (Alvar, 1979-1983)

D) Recopilaciones y estudios monográficos sobre el habla y el vocabulario de la localidad 

 

Limita al N con Francia, Urdax y Zugarramurdi, al E con Francia, al S con Quinto Real, Erreguerena, Lanz y los montes comunales de Anu&eacute; y Ulzama y al O con Donamar&iacute;a, B&eacute;rtiz-Arana, Echalar y Francia.<br />
El municipio abarca varias unidades geomorfol&oacute;gicas, si bien lo esencial corresponde a una cubeta o depresi&oacute;n bordeada por dos viejos macizos. La cubeta tiene el fondo a unos 150-200 m de altitud sobre el nivel del mar y se encuentra rodeada por un c&iacute;ngulo de monta&ntilde;as importantes, al menos por su altitud relativa: Legate (870 m) y Alkurrutz (933 m) por el O, Gorramendi (1.081 m) por el NE, Autza (1.306 m) y Pe&ntilde;a Alba (1.075 m) por el E y SE y Abart&aacute;n (1.099 m) y, m&aacute;s all&aacute;, Gartzaga (1.296 m) y Sayoa (1.459 m) por el S. Esta &uacute;ltima y Autza ofrecen huellas de glaciarismo cuaternario. Por lo dem&aacute;s, la cubeta es de tipo estructural y al mismo tiempo erosiva, ya que la erosi&oacute;n la ahond&oacute; aprovechando los afloramientos de las arcillas y margas del Tri&aacute;sico Superior y, sobre todo, de las ofitas, intensamente alteradas en el Terciario y transformadas en una masa de color amarillento o marr&oacute;n-rojizo. Al NO y SE de la depresi&oacute;n o cubeta del Bazt&aacute;n, que se insin&uacute;a a modo de divert&iacute;culos hacia los puertos de Izpegui y Verd&eacute;riz, se encuentran los macizos paleozoicos de Cinco Villas y Quinto Real principalmente esquistosos, de cumbres suaves y valles fluviales encajonados, que tienen en su periferia restos de la cobertura detr&iacute;tica permo-tri&aacute;sica (areniscas y conglomerados rojizos) modelada por la erosi&oacute;n en crestas en&eacute;rgicas, como las que bordean la cubeta baztanesa por el O y E, antes mencionadas. Por &uacute;ltimo, una peque&ntilde;&iacute;sima parte del valle de Bazt&aacute;n la m&aacute;s septentrional, pertenece al corredor de Vera-Ainhoa, excavado por el flysch margocalc&aacute;reo del Cret&aacute;cico Superior.<br />
idea.<br />

Clima

El clima se caracteriza por la abundancia y regularidad de las precipitaciones, la debilidad de las amplitudes térmicas, la ausencia de aridez: se trata de un clima de tipo templado-atlántico. Algunos de sus valores medios anuales más significativos, variables con la altitud, son: entre 10º y 15ºC de temperatura, 1.400-2.200 mm de precipitaciones, caídas en 160-190 días, y 550-770 mm de evapotranspiración potencial.

Flora

La vegetación natural pertenece a la provincia atlántica de la región euro-siberiana. Antes de su destrucción o transformación por el hombre, que ha sido muy intensa, como en casi todas las tierras cercanas a la frontera hispano-francesa, estaría formada por hayedos en las montañas, robledades de en las partes bajas, castañares en las intermedias y otras frondosas caducifolias menos importantes, como fresnos y avellanos. El haya ocupa hoy el primer lugar por la extensión (7.500 Ha, aproximadamente), y sus bosques se extienden sobre todo por las áreas montañosas de la periferia, en particular la del S; le siguen muy de lejos el roble, que fue talado abundantemente para crear praderías de siega y campos de cultivo, y el castaño, diezmado por la enfermedad de la tinta. La repoblación forestal se hizo con especies exóticas, e interesó a unas 2.100 Ha, en sus tres cuartas partes cubiertas de pino insigne, roble americano y alerce del Japón; es, sobre todo, importante entre Otxondo-Alkurrutz y Olabidea.

<p>
<br />
Executoria de la nobleza, antig&uuml;edad y blasones del Valle de Bazt&aacute;n<br />
El a&ntilde;o 1685 public&oacute; don Juan de Goyeneche una obra titulada: , &quot;Las Armas comunes del Valle son un juego de ajedrez escaqueado de blanco y negro, que el Rey don Sancho Abarca les dio por blas&oacute;n, en testimonio de que su valor ten&iacute;a por juego la guerra, y que su lealtad expon&iacute;a las vidas al tablero en defensa de su Rey; y es el caso que avr&aacute; m&aacute;s de ochocientos a&ntilde;os que reconociendo los Baztaneses que este gran Rey se hallava muy apretado, peleando con un ex&eacute;rcito de Franceses, apellidados de su zelo, y acaudillados de Don Alonso de Bazt&aacute;n, acometieron con tanto esfuerzo a los Enemigos, que haziendo en ellos un horrible estrago, no solamente sacaron a su Rey del riesgo, sino que le coronaron con el triunfo de una gloriosa Victoria&quot;. A pesar de testimonio tan elocuente, parece ser -y es la opini&oacute;n m&aacute;s sostenida- que se lo otorg&oacute; Sancho VII el Fuerte, tras el heroico comportamiento de los baztaneses en la acci&oacute;n de las Navas. Dada la hidalgu&iacute;a de los naturales del valle, todos los vecinos pueden usar este blas&oacute;n, raz&oacute;n por la que se ve grabado en casi todas las fachadas de las casas y caser&iacute;os, con variaciones en los elementos ornamentales, seg&uacute;n los gustos de las distintas &eacute;pocas hist&oacute;ricas.<br />
Est&aacute; emplazada en la localidad de Elizondo, capital del valle y su n&uacute;cleo m&aacute;s importante y poblado.<br />
El solar donde se asienta la Casa Consistorial o Casa del Valle fue adquirido al Monasterio de Urdax en 1696. Su arquitectura es de estilo barroco cl&aacute;sico. De aspecto severo, est&aacute; construida en piedra roja oscura propia de la zona, con testimonios her&aacute;ldicos en su fachada. El organismo pol&iacute;tico y administrativo del Noble Valle y Universidad del Bazt&aacute;n es la Junta General del Valle, constituida por el Alcalde, los catorce Concejales, Jurados de los quince lugares del Valle y cuatro Junteros. Durante los a&ntilde;os 1986-1987, el edificio registr&oacute; una profunda restauraci&oacute;n, con un presupuesto de 63 millones, financiado con ayuda del Gobierno de Navarra. En su archivo, aparte de sus c&oacute;dices, conserva la Bandera del Valle, que, seg&uacute;n la tradici&oacute;n, estuvo presente en la batalla de las Navas de Tolosa.<br />
saltus vasconum<br />
Gallia Commata<br />
Por su emplazamiento en la vertiente atl&aacute;ntica del Pirineo y su inscripci&oacute;n hasta el siglo XVI en la di&oacute;cesis de Bayona, cabe suponer -a falta de documentaci&oacute;n fehaciente- que en &eacute;poca romana estuvo encuadrado en la provincia gala de Novempopulania; luego pertenecer&iacute;a a la monarqu&iacute;a franca, dentro de la demarcaci&oacute;n llamada ya &quot;Vasconia&quot;, es decir, Gascu&ntilde;a, entre el r&iacute;o Garona y la divisi&oacute;n pirenaica de aguas. Es probable que desde mediados del siglo IX las incursiones normando-escandinavas, que arrasaron la cuenca del r&iacute;o Adour, afectaran tambi&eacute;n a las tierras del Bidasoa, acentuando el car&aacute;cter inh&oacute;spito y marginal de aquel escondido rinc&oacute;n del , la de alg&uacute;n texto coet&aacute;neo.<br />
seniores<br />
El valle debi&oacute; de soldarse de hecho a la monarqu&iacute;a pamplonesa junto con Guip&uacute;zcoa al menos desde los tiempos de Sancho Garc&eacute;s III el Mayor (1004-1035). En todo caso, bajo Sancho Garc&eacute;s IV el de Pe&ntilde;al&eacute;n consta ya como una de las &quot;tenencias&quot; del reino: estuvo encomendada sucesivamente a los Jimeno Garc&eacute;s (1066), I&ntilde;igo V&eacute;laz (1105), Fort&uacute;n Jim&eacute;nez (1105-1109) y Jimeno Fortu&ntilde;ones (1131). De modo ocasional se hace constar en alg&uacute;n documento que Alfonso I el Batallador, monarca de Pamplona y otros territorios, &quot;reina&quot; tambi&eacute;n &quot;en Bazt&aacute;n&quot; (1132); acaso se dese&oacute; as&iacute; formular expresamente la inserci&oacute;n definitiva de la comarca en la &oacute;rbita soberana de Pamplona. El proceso &quot;colonizador&quot; del valle debi&oacute; de prolongarse durante largo tiempo por iniciativa de hombres de condici&oacute;n social infanzona que, poco a poco, fueron dise&ntilde;ando una red de n&uacute;cleos de poblaci&oacute;n estrechamente solidarios. Algunos de los miembros de linajes hidalgos, arraigados con empe&ntilde;o en aquel medio entonces ingrato, merecieron -quiz&aacute; por su audacia- la confianza de los reyes navarros.<br />
Ya bajo Sancho VI el Sabio se asign&oacute; a un Fort&uacute;n Garc&eacute;s de Bazt&aacute;n la nueva &quot;tenencia&quot; de San Juan de Pie de Puerto (1194); Juan P&eacute;rez de Bazt&aacute;n desempe&ntilde;&oacute; poco despu&eacute;s las altas funciones de alf&eacute;rez del reino que, con la consideraci&oacute;n de &quot;ricohombre&quot;; entra&ntilde;aban para su estirpe las mejores oportunidades de influencia pol&iacute;tica y prosperidad econ&oacute;mica; un descendiente suyo, Gonzalo Ib&aacute;&ntilde;ez de Bazt&aacute;n, disfrutaba cuando fue desterrado (1276) las rentas de 14 villas situadas principalmente en Yerri y la Berrueza. La Corona controlaba de forma directa, siquiera desde el reinado de Sancho VII el Fuerte, el doble puesto aduanero de Maya y Ainhoa, as&iacute; como el castillo de la propia villa de Maya; por el mismo tiempo se hab&iacute;a consolidado, tambi&eacute;n en los confines de Labourd, el monasterio de Urdax*, que iba a contribuir a la potenciaci&oacute;n humana y econ&oacute;mica de su periferia inmediata. La renta eclesi&aacute;stica del valle, escasa todav&iacute;a, se liquidaba en met&aacute;lico y no en especie, seg&uacute;n el &quot;Libro del Rediezmo&quot; de 1268; esta informaci&oacute;n sugiere una peque&ntilde;a densidad de poblaci&oacute;n, pero sobre todo una estructura social que no se hallaba r&iacute;gidamente condicionada por la producci&oacute;n agraria y que, por tanto, se basaba en el predomino de gentes portadoras de un estatuto jur&iacute;dico f&aacute;cilmente asimilable a la hidalgu&iacute;a.<br />
El alcalde de la fortaleza de Maya se encargaba de la percepci&oacute;n de las tasas regias de los molinos de Maya, Ainhoa e Irurita, por una cuant&iacute;a anual que en 1280 s&oacute;lo supon&iacute;a en conjunto 27 cah&iacute;ces y medio de trigo y 14 cah&iacute;ces y medio de mijo; s&oacute;lo en Arizcun y Alm&aacute;ndoz se liquidaba adem&aacute;s una min&uacute;scula &quot;pecha&quot; o renta en especie, devengada seguramente por algunas heredades directas de la Corona, sin duda insignificantes. En 1427 se consideraba que la cosecha de mijo apenas cubr&iacute;a las necesidades de medio a&ntilde;o y la producci&oacute;n de sidra s&oacute;lo llegaba para el consumo de diez meses: parece, en cambio, que eran relativamente altos los rendimientos de la cr&iacute;a de ganado porcino. Se hab&iacute;a duplicado casi el n&uacute;mero de fuegos, que en 1366 eran solamente 160 para todo el valle. Este sorprendente ascenso demogr&aacute;fico continu&oacute;, aunque con distintos ritmos, hasta el siglo XIX. Entre 1427 y 1553 volvi&oacute; a doblarse el n&uacute;mero de familias; luego aminor&oacute; el crecimiento, hasta un 30% en 1646, pero desde esta fecha, hasta 1786 subi&oacute; todav&iacute;a un 70% aproximadamente.<br />
El espectacular desarrollo humano registrado, pues, desde el siglo XIV debe asociarse con una m&aacute;s intensa explotaci&oacute;n de los recursos naturales del valle, pero en particular con las ventajas que su condici&oacute;n social ofrec&iacute;a a los vecinos en la movilizaci&oacute;n de rentas, incluidas las derivadas de servicios pol&iacute;tico-militares a la monarqu&iacute;a. Carlos III sancion&oacute; expresamente la hidalgu&iacute;a colectiva de los pobladores de Elizondo (1397), que eran ya el principal n&uacute;cleo habitado. Los reyes Blanca y Juan II pretendieron, sin embargo, reservarse el &quot;quinto&quot; del ganado porcino for&aacute;neo (&quot;axerizado&quot;) alimentado en los montes comunes del valle; esta colisi&oacute;n de intereses denota quiz&aacute; un incremento cuantioso del aprovechamiento de pastos y de las correspondientes exacciones. El pleito entablado con este motivo ante la C&aacute;mara de Comptos se resolver&aacute; a favor del valle. En su confirmaci&oacute;n de la sentencia, el pr&iacute;ncipe Carlos de Viana reconoci&oacute; (1441) la supuesta hidalgu&iacute;a inmemorial de los baztaneses. Se afirm&oacute; al propio tiempo la personalidad jur&iacute;dica de la &quot;universidad&quot; del valle, representado por su &quot;alcalde&quot; y los &quot;jurados&quot; -llamados luego &quot;regidores&quot;- de sus 14 lugares, y dotada de un patrimonio com&uacute;n de derechos ganaderos, reglamentado en sucesivas ordenanzas, como las de 1603 y 1696. Por otra parte, el valle adquiri&oacute; la jurisdicci&oacute;n criminal en 1709; no hab&iacute;a podido evitar, en cambio, la segregaci&oacute;n de la villa de Maya (1665) como municipio propio, reintegrado finalmente a la comunidad al cabo de tres siglos (1969). Dependientes originariamente del monasterio de Urdax, las villas de Zugarramurdi y Urdax obtuvieron tambi&eacute;n rango municipal distinto, en 1667 y 1774 respectivamente. Como se ha se&ntilde;alado, el valle dependi&oacute; de la sede episcopal de Bayona hasta que en 1567 fue incorporado a la di&oacute;cesis de Pamplona por disposici&oacute;n de Felipe II, que aleg&oacute; el peligro del contagio calvinista extendido por el sur de Francia.<br />
Su especial situaci&oacute;n, en la frontera franco-espa&ntilde;ola, otorg&oacute; al valle la condici&oacute;n de escenario b&eacute;lico en las diversas contiendas entre ambos pa&iacute;ses. El castillo de Maya fue (1521) el &uacute;ltimo foco de resistencia de los partidarios de Enrique II*. Un siglo despu&eacute;s (1639) los propios baztaneses rechazaron las tropas francesas del duque de Agramont, en una de las m&uacute;ltiples acciones de la guerra de Treinta A&ntilde;os. Peor suerte corri&oacute; durante la guerra de la Convenci&oacute;n (1793-1795): el valle result&oacute; especialmente afectado por las correr&iacute;as y movimientos del ej&eacute;rcito galo.<br />
Retaguardia carlista en la I y III Guerras civiles, fue residencia primero del pretendiente Carlos V (Arizkun-enea, 1834) y zona de batalla despu&eacute;s; a las acciones de Ciga y Elizondo (1834), favorables a los liberales, sigui&oacute; el incendio de Lec&aacute;roz (14.3.1835), ordenado por el general Espoz y Mina que, hostigado por la artiller&iacute;a carlista, mand&oacute; prender fuego a la poblaci&oacute;n tras fusilar a los habitantes quintados que encontr&oacute; en ella; s&oacute;lo se salvaron tres casas y la iglesia. Cuarenta a&ntilde;os despu&eacute;s, una de las &uacute;ltimas victorias alfonsinas sobre las tropas de Carlos VII, Pe&ntilde;a Plata (19.2.1876) le valieron al general Mart&iacute;nez Campos el t&iacute;tulo de marqu&eacute;s de Bazt&aacute;n; el carlista brigadier Larumbe hab&iacute;a quedado malherido en el combate y sus ayudantes El&iacute;o y Angosto murieron.<br />
Entre los linajes ilustres del valle cabe se&ntilde;alar los de Jauregu&iacute;zar, Urs&uacute;a, Goyeneche, Muzqu&iacute;z, Mendinueta, Azpilicueta, It&uacute;rbide, etc., am&eacute;n de buen n&uacute;mero de los abades del monasterio de Urdax. Algunos de ellos (Goyeneche, M&uacute;zquiz) destacaron en la pol&iacute;tica y las finanzas de per&iacute;odo borb&oacute;nico, otros labraron su fortuna en Am&eacute;rica, punto de acogida de numerosos emigrantes baztaneses a lo largo de toda la Edad Moderna y hasta comienzos del siglo XX.
</p>
<p>
<strong>Enlaces a archivos de inter&eacute;s:</strong>
</p>
<p>
<a href="http://www.cfnavarra.es/agn/" title="Archivo General y Real de Navarra" target="_blank"><img align="left" alt="Archivo General y Real de Navarra" src="/files/Image/agn.gif" title="Archivo General y Real de Navarra" /></a>
</p>
<p>
&nbsp;
</p>
<p>
&nbsp;&nbsp;
<a href="http://www.cfnavarra.es/agn/" title="Archivo General y Real de Navarra" target="_blank">Archivo General y Real de Navarra</a>&nbsp;
</p>
<p>
&nbsp;
&nbsp;<a href="http://www.iglesianavarra.org/DIOCESIS%202007/diocesis_archivo/archivo.htm" title="Archivo Diocesano" target="_blank"><img align="left" alt="Archivo diocesano" src="/files/Image/webarzobispado.jpg" title="Archivo diocesano" /></a>&nbsp;
</p>
<p>
&nbsp;&nbsp;
<a href="http://www.iglesianavarra.org/DIOCESIS%202007/diocesis_archivo/archivo.htm" title="Archivo Diocesano" target="_blank">Archivo Diocesano del Arzobispado de Pamplona y Tudela</a>
</p>
<p>
<a href="http://pares.mcu.es/" title="PARES" target="_blank"><img align="left" alt="Portal de Archivos Espa&ntilde;oles (PARES)" src="/files/Image/pares.gif" title="Portal de Archivos Espa&ntilde;oles (PARES)" /></a>&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; <a href="http://pares.mcu.es/" title="PARES" target="_blank">Portal de Archivos Espa&ntilde;oles (PARES)</a><br />
</p>
<p>
&nbsp;
</p>
<p>
<strong>Enlaces a hemerotecas de inter&eacute;s:</strong>
</p>
<p>
<a href="http://diariodenavarra.mynewsonline.com/" title="Diario de Navarra" target="_blank"><img align="left" alt="Diario de Navarra" src="/files/Image/webdiarionavarra.gif" title="Diario de Navarra" /></a><a href="http://diariodenavarra.mynewsonline.com/" title="Hemeroteca del Diario de Navarra" target="_blank"> &nbsp;&nbsp; Hemeroteca del Diario de Navarra</a>
</p>
<p>
&nbsp;
<a href="http://www.noticiasdenavarra.com/servicios/hemeroteca/" title="Diario de Noticias" target="_blank"><img align="left" alt="Diario de Noticias" src="/files/Image/webdiarionoticias.gif" title="Diario de Noticias" /></a>&nbsp;&nbsp;&nbsp;
</p>
<p>
<a href="http://www.noticiasdenavarra.com/servicios/hemeroteca/" title="Hemeroteca del Diario de Noticias" target="_blank">&nbsp;&nbsp; Hemeroteca del Diario de Noticias</a><br />
</p>
<p>
&nbsp;
<a href="http://www.berria.info/hemeroteka.php" title="Hemeroteca del Berria" target="_blank"><img align="left" alt="Berria" src="/files/Image/webberria.gif" title="Berria" /></a>&nbsp;
</p>
<p>
&nbsp;&nbsp; <a href="http://www.berria.info/hemeroteka.php" title="Hemeroteca del Berria" target="_blank">Hemeroteca del Berria</a><br />
</p>
<p>
&nbsp; <br />
<a href="http://hemerotecadigital.bne.es/inicio.htm" title="Hemeroteca de la Biblioteca Nacional" target="_blank"><img align="left" alt="Hemeroteca de la Biblioteca Nacional" src="/files/Image/webhemeroteca.gif" title="Hemeroteca de la Biblioteca Nacional" /></a>&nbsp;&nbsp;&nbsp; <a href="http://hemerotecadigital.bne.es/inicio.htm" title="Hemeroteca de la Biblioteca Nacional" target="_blank">Hemeroteca de la Biblioteca Nacional</a>
</p>
<p>
&nbsp;
</p>

Enlaces de interés: 

Catálogo Monumental de Navarra

 

  Merindad de Pamplona

A) Documentos digitalizados (públicos y privados) de interés para la localidad

 

B) Enlace al archivo municipal

 

C) Otros archivos con documentos relevantes sobre la localidad 

Archivo General y Real de Navarra

 

  
Archivo General y Real de Navarra 

 
 Archivo diocesano 

  
Archivo Diocesano del Arzobispado de Pamplona y Tudela